Santo Padre Teodoro el santificado.

FacebookTwitterShare

La humildad de Teodoro y la obediencia incuestionable a Pacomio lo llevo a estar cada vez más cerca de él y ayudarlo a gobernar los monasterios que él había establecido. Algunos monjes criticaban esto, porque Teodoro era más joven que ellos, pero Pacomio siguió dándole todo su apoyo, hasta tal punto que una vez él dijo a los monjes, “Teodoro y yo cumplimos el mismo servicio para Dios; y él tiene también la autoridad para dar las órdenes como padre.” San Pacomio tuvo una destacada labor como abad del monasterio de San Orsiesius, en el 346 fue nombrado Teodoro como nuevo abad. San Teodoro murió en el mes de mayo del año 368, los monjes lo lloraron tan amargamente que el sonido de sus llantos traspasaron las murallas del monasterio por varios kilómetros.